Archive | Lentes

Por qué hay que usar lentes de sol en invierno

Existe una falsa creencia de que los lentes de sol se utilizan solo durante el verano. Estos elementos deberían ser usados en todo el año, ya que garantiza una protección máxima para los ojos ante los efectos nocivos de los rayos ultravioleta.

Por lo general, la mayor parte de las personas tiende a usar los anteojos de sol solamente en los meses de más calor, cuando la potencia del sol es más alta. Aunque es cierto que la funcionalidad de estos implementos para repeler la luminosidad del sol en esta época es primordial, también es importante ocuparlos en invierno. Aunque la acción del sol parezca menos dañina durante esta estación, los rayos ultravioleta conservan su misma peligrosidad.

Por este motivo, es de suma importancia el uso de los lentes de sol de manera diaria, incluyéndolos en nuestra vestimenta frecuente para proteger nuestros globos oculares en todo el año, no solamente en el verano.

Incluso en invierno, dependiendo de la zona donde se resida, existe la posibilida de que pueda nevar. En estas situaciones, el reflejo generado por los rayos del sol sobre la nieve puede incidir de forma directa sobre los ojos. De hecho, los efectos pueden ser más nocivos que el sol en un día caluroso de la época estival.

Los niños también deben ser protegidos con esos elementos al estar en exteriores, para cuidar sus ojos y prevenir posibles afecciones oculares a futuro.

 

Posted in Lentes, Oftalmología, Salud VisualComments (0)

Problemas visuales pueden afectar la productividad laboral

En la actualidad, el trabajo exige una alta demanda visual que puede derivar en algunos problemas visuales, si se hace un mal uso de las condiciones ambientales o no se toman medidas de protección y prevención.

El trabajo continúo en visión próxima, sin una protección adecuada, en condiciones ambientales inapropiadas y sin unas medidas de higiene visual que obligan a realizar un esfuerzo ocular permanente, pueden afectar la visión y provocar síntomas como: lagrimeo, enrojecimiento, visión borrosa, dolor de cabeza, sensación de tensión y pesadez en el globo ocular, irritación, escozor, somnolencia y  fatiga visual.

En el caso de las personas que tienen defectos visuales refractivos como astigmatismo, miopía, hipermetropía y presbicia, se debe tener mayor cuidado, ya que ese esfuerzo visual puede agudizar los síntomas e incrementar el problema.

De allí la importancia de cerciorase si existe algún problema visual refractivo para corregirlo con el uso de lentes de prescripción óptica, los cuales deben ser de alta calidad, que permitan el paso natural de la luz para que la imagen se forme de manera nítida en la retina, deben tener antirreflejo, protección 100% UV y ser fotosensibles. No obstante, la cirugía Lasik constituye una solución permanente para los errores de refracción.

Por otro lado, la calidad de la luz es el factor externo más importante para facilitar la actividad laboral. Es posible que una persona tenga muy buenas condiciones visuales, pero si su entorno es escaso o al contrario es excesivo en iluminación, el sistema puede reportar síntomas después de algunos minutos de trabajo.

Dependiendo del tipo de actividad se requiere una mayor o menor intensidad de luz. Aquellas personas que trabajan con más detalles finos, requieren una mejor iluminación, mientras que las personas que desempeñan labores con baja concentración y demanda visual tendrán suficiente con la iluminación artificial normal.

Recomendaciones

  • Visitar al especialista de la visión para realizar una completa evaluación de los ojos.

  • Descansar cada 15 minutos por espacios breves de 1 a 2 minutos cuando su labor involucra estar al frente de un computador.

  • Mantener una distancia de 50 centímetros entre la pantalla y los ojos.

  • Buscar siempre buenas condiciones de iluminación.

  • Parpadear continuamente para evitar que los ojos se sequen.

  • Conservar limpia la pantalla del monitor para facilitar la lectura y evitar reflejos.

Fuente: La Nación

Posted in Datos, Enfermedades, Lentes, Oftalmología, Retina, Salud VisualComments (0)

¿Sabes cuándo expiran tus lentes de contacto?

Hay una alta probabilidad de que no te fijes en eso por un par de razones: Es solo un montón de números en un envase demasiado pequeño, no tienes claro por qué importa, o por lo general, las fechas son tan lejanas que quienes utilizan lentes de contacto regularmente, los usan mucho antes de la fecha de expiración. Pero aunque las razones no están claras, obedecer a la fecha de caducidad es una parte importante de la seguridad y salud de tus ojos.

Deberías prestar mucha atención a la fecha de expiración de tus lentes de contacto. Son productos sanitarios que deben ser esterilizados y guardados en contenedores herméticos antes de ser utilizados debido a que están en contacto directo con el ojo. Si el lente está contaminado, existe una alta probabilidad de causar una infección.

Los lentes de contacto son sellados en un recipiente hermético el cual está diseñado para proteger y mantener el lente en óptimas condiciones.

Lentes de contacto expirados

 

Las fechas indicadas en los envases tienen su razón de ser. Pasada esta fecha, el contenedor puede verse afectado, causando una contaminación de la solución salina y por ende, aumenta el riesgo de que los ojos contraigan alguna infección si los utilizas.

Información que debieras encontrar en el envase de tus lentes de contacto:

  • Marca
  • Nombre del material
  • Nombre del fabricante
  • Base de curva del lente
  • Diámetro
  • Número del lote
  • Fecha de expiración

Es común que la fecha de expiración de tus lentes de contactos blandos sea de 4 años desde la fecha de fabricación y generalmente está escrita en la parte inferior del envase, en un formato aaaa/mm.

No olvides revisar la fecha cada vez que abras un nuevo envase. ¡No te expongas innecesariamente a ningún peligro!

Por otra parte, una solución permanente, fácil y segura es Cirugía Lasik. Con este procedimiento puedes olvidar todas las complicaciones que trae consigo el uso de lentes de contactos vencidos, previniendo infecciones que perjudiquen aún más tu visión.

 

Posted in Cirugía Lasik, LentesComments (0)

Artista pinta cómo ven las personas con miopía

Philip Barlow, artista sudafricano, siempre pintó paisajes. No obstante, el la actualidad empezó a interesarse por pintar la realidad como la verían los ojos de alguien que normalmente no sería tomado como ejemplo. En sus obras, Barlow plasma imágenes que se aproximan a la realidad, a excepción del hecho de que se ven borrosas.

Así, el artista intenta retratar cómo ven las personas con algún grado de miopía, jugando con la interacción de la luz en las distintas superficies, en contextos tan rutinarios como lo puede ser una visita a la playa o una caminata por la ciudad. Mira las imágenes:

miopía miopia2 miopia3 miopia4 miopia5

 

 

Posted in Datos, Enfermedades, LentesComments (0)

Esto ocurre cuando duermes con tus lentes de contacto puestos

¿Utilizas lentes de contacto? Si la respuesta es afirmativa, es muy probable que alguna vez te hayas quedado dormido y se te olvidó quitártelos. Sabemos que lo médicos no recomiendan quedarse dormido con los lentes de contacto puestos, pero ¿sabes por qué, exactamente?

Como sucede con cualquier objeto o sustancia extraña que introduzcas en el cuerpo, los ojos tardan un tiempo en asimilar los lentes de contacto. Según Russell Wohl, OD, de Farmingdale, Nueva York, “los lentes de contacto pueden provocar sequedad en los ojos de algunas personas”. Las lágrimas de cada persona son distintas y la compone una determinada acidez de PH, explica Wohl, cuando se pone un lente de contacto y la solución o líquido del lente tiene un PH diferente al natural del ojo este puede provocar graves daños debido que el ojo a través de su lubricación natural intentará eliminar esa solución.

“Si sufres de resequedad en los ojos, por ningún motivo debes utilizar lentes de contacto ya que pueden exacerbar eso. Cuando parpadeamos, estamos limpiando la córnea con ayuda de las lágrimas y esto ayuda a mantener las cosas uniforme y claras, si la córnea no está lo suficientemente lubricada, esta queda expuesta al aire  lo que provoca molestas irritaciones”, indica el experto.

Cuando dormimos, limitamos la cantidad de oxígeno que necesita la córnea para mantenerse sana. Aunque existe otra manera de obtener oxígeno y es a través de los vasos sanguíneos ubicados en el ojo, pero aun así recibimos menos que cuando estamos despiertos. “Lo que hace el lente de contacto es limitar aún más el oxígeno que llega a la córnea ya que crea una barrera entre el oxígeno y la córnea lo que a la larga puede experimentar lo que se llama hipoxia (privación del oxígeno en una región del cuerpo)” Explica Wohl.

También aumentan las probabilidades de desarrollar una infección, porque las bacterias pueden llegar a la córnea. “Las bacterias son oportunistas y, literalmente pueden empezar a comer la córnea, donde en el peor de lo casos se puede llegar a la pérdida total de la visión”.

Si te duermes accidentalmente con tus lentes de contacto una sola noche, es poco probable que experimentes problemas. Pero si después esto se te convierte en un hábito frecuente, estás aumentando las probabilidades de tener una enfermedad grave en el ojo.

Si empiezas a notar que tus ojos son muy rojos o sientes que hay algo en tu ojo que te está irritando todo el tiempo, empiezas a ver borroso o si miras la luz de una lámpara y es como si estuvieras mirando directamente al sol, debes preocuparte ya que estos pueden ser signos de infección ocular y deberías ver un oftalmólogo de inmediato. “La buena noticia es que la mayoría del tiempo es un episodio agudo y se puede corregir dejando de utilizar por un tiempo los lentes de contacto“, concluye Wohl.

De todas maneras, una solución definitiva y confiable para dejar de utilizar los lentes de contacto es la Cirugía Lasik. Con este procedimiento te olvidarás de sufrir cualquiera de esos molestos síntomas ya mencionados, previniendo posibles enfermedades que perjudiquen aún más tu visión.

Posted in Cirugía Lasik, Lentes, OftalmologíaComments (0)

Riesgos para los ojos ante excesiva exposición a rayos UV

La temporada de verano es sin duda una época hostil para los ojos. Las condiciones ambientales son una permanente agresión: aumento de la temperatura del aire, disminución de la humedad, más viento, polvo en suspensión y especialmente lo exposición al sol y a los rayos ultravioleta, pueden generar a largo plazo tumores y otras enfermedades oculares.

La capa de ozono, año a año se va deteriorando y deja de funcionar como escudo protector contra los dañinos rayos ultravioleta, aumentando así la radiación directa. Es por esto, que cada vez hay que redoblar las precauciones y estar más atentos al cuidado de nuestra piel y ojos.

Durante la época estival, para la realización de actividades recreativas al aire libre, deportes y el día a día, es de suma importancia un 100% de protección para la vista. Si  bien la mayoría de la gente sabe y se preocupa de proteger la piel de los rayos UV, también es necesario que se tome conciencia sobre el cuidado de los ojos. Estudios demuestran que una exposición sin protección es el factor principal en la génesis de tumores y otras patologías que comprometen la salud visual a lo largo de la vida.

Cáncer ocular

El tumor maligno más frecuente de piel y párpados es el cáncer basocelular, que se presenta especialmente en la cabeza y el cuello por ser las zonas más desprotegidas del cuerpo. Es el 90% de los tumores malignos de párpados en USA y 20% de todos los tumores palpebrales.  Es más común en adultos de piel clara entre los 50 y 80 años pero también puede presentarse en los más jóvenes, entre 20 y 40 años, con  5 a 15 %.  Las personas blancas, de ojos claros, demasiado expuestos a la luz solar y con antecedentes familiares de cáncer de piel son los más afectados. Si se reseca o extirpa precozmente, la mayoría de las veces se puede curar ya que rara vez da metástasis. Si se deja evolucionar sin control, las consecuencias pueden ser fatales.

Otro tumor maligno representa el 1%, es el lelanoma, se presenta intra ocularmente y es un tipo de cáncer agresivo que puede afectar varias partes del ojo: el párpado, la órbita, el iris,  la coroides, entre otros. Este cáncer puede darse únicamente en el ojo o puede hacer metástasis a otro lugar en el cuerpo, pero también puede comenzar sobre la piel u otros órganos y llegar al ojo.  Dentro de los síntomas podemos encontrar, ojos saltones, cambios en el color del iris, visión deficiente, enrojecimiento y dolor. Los tratamientos van desde láser o radioterapia, si el tumor es pequeño, aunque en algunos casos es necesario extirpar el ojo.

Para no llegar a esto, la manera más fácil es prevenir de forma conciente, evitando la exposición excesiva y directa a la luz solar, especialmente en las horas en que son más intensos (11 am a 14 pm), además usar lentes de sol, verificando que tengan protección contra los rayos UV.

TIPS DE CUIDADOS
• Los lentes de sol deben tener filtro contra los rayos ultravioletas (UV).
• Utilizar lentes de sol no sólo en época de primavera – verano. Durante los días nublados también afectan los rayos UV.
• Los lentes fotosensibles son una buena opción, ya que se oscurecen según la cantidad de rayos UV.
• Adquiri lentes de sol en ópticas o lugares especializados.
• Exigir la garantía del fabricante que avale las especificaciones del producto.
• Ojo con las imitaciones y los lentes de cuneta.
• Complementar el uso de lentes de sol, con sobrillas, viseras o gorros al realizar actividades deportivas o al estar en exposición directa, por ejemplo en la playa.  Así protegemos la parte superior, inferior y los laterales de nuestros ojos y que nos son cubiertos por los lentes.

 

Posted in Datos, Enfermedades, Lentes, Oftalmología, Retina, Salud VisualComments (0)

¿Es cierto que leer con poca luz daña los ojos?

Hemos escuchado innumerables veces a nuestros abuelos decirnos que leer con la luz apagada puede dañar nuestra visión. La verdad es que el ojo es una maquinaria tan compleja y sofisticada que es capaz de adaptarse a las condiciones externas. Gracias a millones de años de evolución, el ojo de los mamíferos ha sido capaz de superar a las más sofisticadas cámaras de hoy en día.

Cada vez que forzamos los ojos para leer con poca luz, nuestras pupilas se dilatan para adaptarse a las condiciones necesarias del ambiente en el que nos encontramos. Dentro del ojo unas estructuras conocidas como conos y bastoncillos, se encargan de regular la cantidad de luz que debe pasar a través del ojo para iluminar.

De esta manera el cerebro por medio de unos componentes oculares específicos dentro de un área conocida como cámara vítrea, en la parte gelatinosa del globo ocular, extiende los músculos entre la retina y la lente para optimizar la visión.

Las investigaciones acerca de si leer con poca luz daña los ojos, se han centrado principalmente en el desarrollo de la miopía más que en los daños que podría producir leer con poca luz. Para estas investigaciones, factores tales como la influencia de la genética, el riesgo asociado al tabaquismo de la madre durante un período determinado de gestación o estadísticas de constitución como pueden ser el tamaño y el peso del neonato en el momento de parto, pueden incidir en el desarrollo de la miopía.

Además, existen factores decisivos a nivel geográfico y sociológico como ocurre en el Sudeste asiático, donde la incidencia de miopía es mayor en comparación a otras zonas.

En ese sentido, los estudios indican como una influencia positiva en la prevención de la miopía, el hecho de que los niños que reciben luz solar o que realizan más actividades diurnas, tienen pocas probabilidades de desarrollar miopía en comparación a los niños que permanecen con luz artificial la mayor parte de su tiempo.

 

Posted in LentesComments (0)

Cinco formas de combatir el ojo seco

Muchas veces los ojos arden, pican y parecen tener arenilla. Estos son los síntomas más comunes del ojo seco. La buena noticia es que existe una serie de medidas que puede ayudar a combatir esta situación.

Según el sitio norteamericano “Clínica Cleveland” se produce el ojo seco cuando los ojos no producen sufrientes lágrimas o estas no son de buena calidad.

Las recomendaciones son:

  • Uso de lágrimas artificiales se pueden comprar sin receta médico, pero la recomendación es que tu oftalmólogo te recomiende las más adecuadas según tu caso.
  • Sumar pescados o semillas de lino en la dieta: los ácidos grasos omega 3 son saludables para el corazón y también pueden actuar como defensa para el ojo seco.
  • No exponer directamente al aire acondicionado: el aire que llega a tu cara puede secar de forma significativa tus ojos. En casa, los ventiladores o sistemas de aire acondicionado pueden tener el mismo efecto.
  • Visitar el oftalmólogo: es importantes visitar al oftalmólogo con frecuencia para ver qué puede estar ovacionando molestias. El chequeo oftalmológico es clave para descartar problemas.
  • Ver una posible intervención: si el médico lo considera necesario es posible que se necesite cerrar los conductos que drenan las lágrimas de los ojos. Este procedimiento no es doloroso e implica inserta un tapón en el drenaje de las lágrimas.

 

ojo-seco-blog

Posted in LentesComments (0)

Consejos de salud visual más importantes si vas de viaje

¿Estas próximo a realizar un viaje? Acá te damos consejos para que mantengas una buena salud visual durante tus vacaciones o viaje de negocios.

El Optometrista Ramón García Diplomado en Óptica por la Universidad Complutense de Madrid  realizó una lista de consejos muy útiles para el momento de viajar, elaborado en  base a su experiencia como profesional optometrista y como viajero.

Estos son consejos sencillos y prácticos que te pueden ahorrar disgustos y problemas. Acá te los mencionamos:

Nunca olvides tus lentes de sol con protección UV.

El utilizar lentes de sol ayuda a proteger los ojos de los peligrosos rayos UV. Su efecto es acumulativo a lo largo de la vida y enfermedades como las cataratas están muy relacionadas con la exposición al sol sin la adecuada protección

Lleva siempre un botiquín de viaje con gotitas y suero fisiológico.

Los viajes en medios de transporte con aire acondicionado o calefacción como el tren autobús, coche y avión, son muchas veces una experiencia traumática para los ojos. En estos ambientes se pueden resecar terriblemente provocando irritaciones y molestias sobre todo si tienes resequedad ocular.

Las gotitas como comúnmente se conoce a las lágrimas artificiales son una ayuda fantástica en estos casos ya que hidratan la superficie ocular y puedes utilizarlas todas las veces que quieras ya que no incorporan medicación.

Otro artículo importante que no puede faltar en tu botiquín de viaje es el suero fisiológico, estas te pueden resolver una situación problemática como el que te entre arena en el ojo o una pestaña o incluso un pequeño mosquito esto puede ser muy incómodo y molesto.

Si alguna vez te sucede esto tanto de viaje como en casa, el método más fácil que resuelve la mayoría de los casos es aplicar un buen chorro de suero fisiológico directamente al ojo mientras sujetamos los párpados. Lo ideal es que lo haga otra persona y presione con fuerza la ampolla pero también es posible hacerlo uno a sí mismo en caso de necesidad.

Si usas lentes ópticos graduados no olvides llevar unas de repuesto.

Esta es una práctica que muy pocos hacen, cuando preparas un viaje normalmente te centras en llevar un montón de cosas necesarias, pero pocas personas son lo suficientemente previsores como para añadir a su lista unos lentes ópticos de repuesto.

Si olvidas tus lentes de sol siempre podrás comprar unas en tu destino. Pero “ojo”, que unos lentes ópticos graduados no son tan fáciles de conseguir.

Protege tus ojos de las alergias cuando viajas

Si tienes problemas de alergias debes de ir preparado cuando viajas porque las condiciones de cada país son diferentes. Si necesitas tratamiento para la alergia, acuérdate de llevarlo siempre en tu botiquín (antihistamínicos, colirios, etc…).

Siguiendo estos simples consejos, podrás disfrutar y relajarte en tus próximas vacaciones.

Posted in Lentes, Oftalmología, Salud VisualComments (0)

¿Qué son esas luces que distinguimos con los ojos cerrados?

El fenómeno de luces que percibimos al cerrar los ojos se llama fosfenos, el cual durante años ha sido estudiado para saber si es un proceso natural o alguna situación preocupante.

Al cerrar los ojos con mucha fuerza, en la oscuridad pueden aparecer luces que parecen no proceder de ninguna luz exterior. Estas corresponden a los fosfenos, generados por la estimulación magnética, eléctrica o mecánica de la retina o la corteza visual.

Se describió por primera vez a los fosfenos luego de que, en 1918, Lowënstein y Borchard constataran su aparición luego de estimular el córtex visual, pero no fue hasta tres décadas después de que se confirmó que esta era su causa.

La respuesta a cómo se forman los fosfenos fue entregada en 2008, en un estudio publicado en la revista Biosystems, y se basa en la capacidad de las células del sistema visual humano para generar fotones de luz, los cuales actúan sobre la retina de la misma manera que la luz externa, haciendo que percibamos estas manchas lumínicas.

Por ende, esta situación es natural y no constituye ningún problema ocular. Sin embargo, si estas luces aparecen continuamente y se tornan incómodas, es necesario consultar con un oftalmólogo.

Fuente: omicrono.com

Posted in LentesComments (0)

PHVsPjxsaT48c3Ryb25nPndvb19hZHNfcm90YXRlPC9zdHJvbmc+IC0gdHJ1ZTwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2FkX2ltYWdlXzE8L3N0cm9uZz4gLSBodHRwOi8vd3d3Lndvb3RoZW1lcy5jb20vYWRzLzEyNXgxMjVhLmpwZzwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2FkX2ltYWdlXzI8L3N0cm9uZz4gLSBodHRwOi8vd3d3Lndvb3RoZW1lcy5jb20vYWRzLzEyNXgxMjViLmpwZzwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2FkX2ltYWdlXzM8L3N0cm9uZz4gLSBodHRwOi8vd3d3Lndvb3RoZW1lcy5jb20vYWRzLzEyNXgxMjVjLmpwZzwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2FkX2ltYWdlXzQ8L3N0cm9uZz4gLSBodHRwOi8vd3d3Lndvb3RoZW1lcy5jb20vYWRzLzEyNXgxMjVkLmpwZzwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2FkX21wdV9hZHNlbnNlPC9zdHJvbmc+IC0gPC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29fYWRfbXB1X2Rpc2FibGU8L3N0cm9uZz4gLSB0cnVlPC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29fYWRfbXB1X2ltYWdlPC9zdHJvbmc+IC0gaHR0cDovL3d3dy53b290aGVtZXMuY29tL2Fkcy8zMDB4MjUwYS5qcGc8L2xpPjxsaT48c3Ryb25nPndvb19hZF9tcHVfdXJsPC9zdHJvbmc+IC0gaHR0cDovL3d3dy53b290aGVtZXMuY29tPC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29fYWRfdG9wX2Fkc2Vuc2U8L3N0cm9uZz4gLSA8L2xpPjxsaT48c3Ryb25nPndvb19hZF90b3BfZGlzYWJsZTwvc3Ryb25nPiAtIHRydWU8L2xpPjxsaT48c3Ryb25nPndvb19hZF90b3BfaW1hZ2U8L3N0cm9uZz4gLSBodHRwOi8vd3d3Lndvb3RoZW1lcy5jb20vYWRzLzQ2OHg2MGEuanBnPC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29fYWRfdG9wX3VybDwvc3Ryb25nPiAtIHd3dy5zYWx1ZGFsYXZpc3RhLmNvbTwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2FkX3VybF8xPC9zdHJvbmc+IC0gaHR0cDovL3d3dy53b290aGVtZXMuY29tPC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29fYWRfdXJsXzI8L3N0cm9uZz4gLSBodHRwOi8vd3d3Lndvb3RoZW1lcy5jb208L2xpPjxsaT48c3Ryb25nPndvb19hZF91cmxfMzwvc3Ryb25nPiAtIGh0dHA6Ly93d3cud29vdGhlbWVzLmNvbTwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2FkX3VybF80PC9zdHJvbmc+IC0gaHR0cDovL3d3dy53b290aGVtZXMuY29tPC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29fYWx0X3N0eWxlc2hlZXQ8L3N0cm9uZz4gLSBkZWZhdWx0LmNzczwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2F1dGhvcjwvc3Ryb25nPiAtIGZhbHNlPC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29fYXV0b19pbWc8L3N0cm9uZz4gLSBmYWxzZTwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2N1c3RvbV9jc3M8L3N0cm9uZz4gLSA8L2xpPjxsaT48c3Ryb25nPndvb19jdXN0b21fZmF2aWNvbjwvc3Ryb25nPiAtIGh0dHA6Ly9zYWx1ZGFsYXZpc3RhLmNvbS93cC1jb250ZW50L3VwbG9hZHMvMjAxMC8wNi9mYXZpY29uLmpwZzwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2ZlYXR1cmVkX2NhdGVnb3J5PC9zdHJvbmc+IC0gU2VsZWN0IGEgY2F0ZWdvcnk6PC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29fZmVhdF9lbnRyaWVzPC9zdHJvbmc+IC0gNTwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2ZlZWRidXJuZXJfaWQ8L3N0cm9uZz4gLSA8L2xpPjxsaT48c3Ryb25nPndvb19mZWVkYnVybmVyX3VybDwvc3Ryb25nPiAtIDwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2dvb2dsZV9hbmFseXRpY3M8L3N0cm9uZz4gLSA8c2NyaXB0IHR5cGU9XCJ0ZXh0L2phdmFzY3JpcHRcIj4NCg0KICB2YXIgX2dhcSA9IF9nYXEgfHwgW107DQogIF9nYXEucHVzaChbXCdfc2V0QWNjb3VudFwnLCBcJ1VBLTE2NTA0Mzc0LTFcJ10pOw0KICBfZ2FxLnB1c2goW1wnX3RyYWNrUGFnZXZpZXdcJ10pOw0KDQogIChmdW5jdGlvbigpIHsNCiAgICB2YXIgZ2EgPSBkb2N1bWVudC5jcmVhdGVFbGVtZW50KFwnc2NyaXB0XCcpOyBnYS50eXBlID0gXCd0ZXh0L2phdmFzY3JpcHRcJzsgZ2EuYXN5bmMgPSB0cnVlOw0KICAgIGdhLnNyYyA9IChcJ2h0dHBzOlwnID09IGRvY3VtZW50LmxvY2F0aW9uLnByb3RvY29sID8gXCdodHRwczovL3NzbFwnIDogXCdodHRwOi8vd3d3XCcpICsgXCcuZ29vZ2xlLWFuYWx5dGljcy5jb20vZ2EuanNcJzsNCiAgICB2YXIgcyA9IGRvY3VtZW50LmdldEVsZW1lbnRzQnlUYWdOYW1lKFwnc2NyaXB0XCcpWzBdOyBzLnBhcmVudE5vZGUuaW5zZXJ0QmVmb3JlKGdhLCBzKTsNCiAgfSkoKTsNCg0KPC9zY3JpcHQ+PC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29faG9tZTwvc3Ryb25nPiAtIGZhbHNlPC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29faG9tZV90aHVtYl9oZWlnaHQ8L3N0cm9uZz4gLSA1NzwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2hvbWVfdGh1bWJfd2lkdGg8L3N0cm9uZz4gLSAxMDA8L2xpPjxsaT48c3Ryb25nPndvb19pbWFnZV9zaW5nbGU8L3N0cm9uZz4gLSBmYWxzZTwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2xvZ288L3N0cm9uZz4gLSBodHRwOi8vc2FsdWRhbGF2aXN0YS5jb20vd3AtY29udGVudC93b29fdXBsb2Fkcy8xMi1zdi5qcGc8L2xpPjxsaT48c3Ryb25nPndvb19tYW51YWw8L3N0cm9uZz4gLSBodHRwOi8vd3d3Lndvb3RoZW1lcy5jb20vc3VwcG9ydC90aGVtZS1kb2N1bWVudGF0aW9uL2dhemV0dGUtZWRpdGlvbi88L2xpPjxsaT48c3Ryb25nPndvb19yZXNpemU8L3N0cm9uZz4gLSB0cnVlPC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29fc2hvcnRuYW1lPC9zdHJvbmc+IC0gd29vPC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29fc2hvd19jYXJvdXNlbDwvc3Ryb25nPiAtIHRydWU8L2xpPjxsaT48c3Ryb25nPndvb19zaG93X3ZpZGVvPC9zdHJvbmc+IC0gZmFsc2U8L2xpPjxsaT48c3Ryb25nPndvb19zaW5nbGVfaGVpZ2h0PC9zdHJvbmc+IC0gMTgwPC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29fc2luZ2xlX3dpZHRoPC9zdHJvbmc+IC0gMjUwPC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29fdGFiczwvc3Ryb25nPiAtIGZhbHNlPC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29fdGhlbWVuYW1lPC9zdHJvbmc+IC0gR2F6ZXR0ZTwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX3VwbG9hZHM8L3N0cm9uZz4gLSBhOjEwOntpOjA7czo1NzoiaHR0cDovL3NhbHVkYWxhdmlzdGEuY29tL3dwLWNvbnRlbnQvd29vX3VwbG9hZHMvMTItc3YuanBnIjtpOjE7czo4MzoiaHR0cDovL3NhbHVkYWxhdmlzdGEuY29tL3dwLWNvbnRlbnQvd29vX3VwbG9hZHMvMTEtSGVhZGVyX0Jsb2dfU2FsdWRfYV9sYV9WaXN0YS5qcGciO2k6MjtzOjc4OiJodHRwOi8vc2FsdWRhbGF2aXN0YS5jb20vd3AtY29udGVudC93b29fdXBsb2Fkcy8xMC11bHRyYV9ub3Zfc2FsdWRhbGF2aXN0YS5qcGciO2k6MztzOjgxOiJodHRwOi8vc2FsdWRhbGF2aXN0YS5jb20vd3AtY29udGVudC93b29fdXBsb2Fkcy85LXVsdHJhX29jdHVicmVfc2FsdWRhbGF2aXN0YS5qcGciO2k6NDtzOjY3OiJodHRwOi8vc2FsdWRhbGF2aXN0YS5jb20vd3AtY29udGVudC93b29fdXBsb2Fkcy84LXNhbHVzYWxhdmlzdGEuanBnIjtpOjU7czo2NjoiaHR0cDovL3NhbHVkYWxhdmlzdGEuY29tL3dwLWNvbnRlbnQvd29vX3VwbG9hZHMvNy1sb2dvXzAwMV8oMikuanBnIjtpOjY7czo3NToiaHR0cDovL3NhbHVkYWxhdmlzdGEuY29tL3dwLWNvbnRlbnQvd29vX3VwbG9hZHMvNi1sb2dvX3NhbHVkX2FfbGFfdmlzdGEuanBnIjtpOjc7czo3NToiaHR0cDovL3NhbHVkYWxhdmlzdGEuY29tL3dwLWNvbnRlbnQvd29vX3VwbG9hZHMvNS1sb2dvX3NhbHVkX2FfbGFfdmlzdGEuanBnIjtpOjg7czo1ODoiaHR0cDovL3NhbHVkYWxhdmlzdGEuY29tL3dwLWNvbnRlbnQvd29vX3VwbG9hZHMvNC1sb2dvLmpwZyI7aTo5O3M6NTg6Imh0dHA6Ly9zYWx1ZGFsYXZpc3RhLmNvbS93cC1jb250ZW50L3dvb191cGxvYWRzLzMtbG9nby5qcGciO308L2xpPjxsaT48c3Ryb25nPndvb192aWRlb19jYXRlZ29yeTwvc3Ryb25nPiAtIFNlbGVjdCBhIGNhdGVnb3J5OjwvbGk+PC91bD4=