Archive | Datos

¿Qué es un Entropión?

El Entropión es una alteración en la forma de los párpados que puede causar molestias por el contacto de las pestañas con la córnea o la conjuntiva. Esta afección también puede causar molestias estéticas y solo la cirugía figura como solución para esta condición.

La patología puede ser hereditaria o generada por la debilidad de los tejidos de los párpados ocasionados por la edad. No obstante, habitualmente es causada por un espasmo o el debilitamiento de los músculos que circundan la parte inferior del ojo. En los bebés, casi nunca causa problemas, ya que sus pestañas son muy suaves y no lesionan la córnea con facilidad.

Si la inversión es hacia fuera es denominado ectropión y si la inversión es hacia adentro se denomina entropión. El entropión suele ser el causante de las lesiones conjuntivo-cornéales, por el contacto con las pestañas.

Los síntomas de esta condición se manifiestan en disminución de la visión si la córnea está lesionada, lagrimeo excesivo, dolor o molestia en los ojos, Irritación en los ojos y enrojecimiento. El médico generalmente puede diagnosticar esta afección al examinar los párpados y, por lo general, no se requieren exámenes especiales.

Como tratamiento las lágrimas artificiales pueden evitar que el ojo se reseque y pueden ayudarle a que se sienta mejor, por otra parte la cirugía para corregir la posición de los párpados por lo general funciona bien. El pronóstico generalmente es bueno si la afección se trata antes de que se presente daño al ojo.

La mayoría de los casos de entropión no se pueden prevenir, pero el tratamiento reduce el riesgo de que se presenten complicaciones. Acuda al médico si tiene ojos rojos después de visitar un área donde se presenta tracoma (norte de África o el sur de Asia).

 

 

Posted in Datos, Enfermedades, Oftalmología, Retina, Salud VisualComments (0)

La córnea: Enfermedades que pueden afectarla

La córnea es la parte frontal transparente del ojo que cubre el iris, la pupila y la cámara anterior. Junto con la cámara anterior y el cristalino, refracta la luz y es responsable de dos terceras partes de la potencia total del ojo y ayuda a proteger el ojo de gérmenes, polvo y otros materiales dañinos. En los humanos, el poder refractivo de la córnea es de aproximadamente 43 dioptrías.

 Las enfermedades de la córnea son variadas y pueden causar dolor y pérdida de la visión. Entre ellas podemos encontrar errores de refracción, alergias, infecciones, lesiones, distrofias (condición en que algunas partes de la córnea pierden transparencia debido a la acumulación de material turbio).  El tratamiento de las enfermedades de la córnea incluye medicinas, trasplante y cirugía láser.

 Queratitis punteada superficial

Esta  enfermedad consiste en que las células de la superficie de la córnea mueren a causa de una infección vírica o bacteriana, sequedad de los ojos, exposición a los rayos UV (luz solar, lámparas solares o arcos de soldadura), la irritación por el uso prolongado de lentes de contacto o una reacción alérgica. También puede ser el efecto secundario de la administración de vidarabina.

Se siente dolor en los ojos, que se tornan llorosos, sensibles a la luz e inyectados de sangre, y la visión puede ser ligeramente borrosa. Cuando los rayos ultravioleta causan esta enfermedad, los síntomas generalmente no aparecen hasta al cabo de varias horas y duran unos días. Cuando un virus provoca este proceso, el ganglio linfático que se encuentra delante de la oreja puede estar inflamado y doloroso.

Casi todas las personas que padecen esta enfermedad se recuperan por completo. Cuando la causa es un virus, no se necesita ningún tratamiento y la recuperación suele completarse en 3 semanas. Cuando la causa es una infección bacteriana, se recurre a los antibióticos y cuando es debida a la sequedad de los ojos o los rayos UV, se aplica un tratamiento con pomadas y lágrimas artificiales.

 Úlcera de la córnea (úlcera corneal)

Esta condición es una perforación de la córnea, generalmente debida a una infección provocada por bacterias, hongos, virus o la Acanthamoeba. En otras ocasiones, es consecuencia de una herida. Cuando los párpados no se cierran correctamente para proteger el ojo y humedecer la córnea, pueden aparecer úlceras debidas a la sequedad y la irritación.

Las bacterias (en general los estafilococos) pueden infectar y ulcerar la córnea cuando el ojo ha sufrido una herida, haya entrado en él un cuerpo extraño o esté irritado por las lentes de contacto. Los hongos pueden causar úlceras de crecimiento lento. En muy raras ocasiones, la deficiencia de vitamina A o de proteínas puede producir una ulceración de la córnea.

Las UC producen dolor, sensibilidad a la luz y una mayor secreción de lágrimas. Puede aparecer un punto blanco amarillento de pus. En ciertos casos, las úlceras aparecen sobre toda la córnea y pueden penetrar en profundidad y cierta cantidad de pus puede acumularse además detrás de la córnea. Cuanto más profunda es la úlcera, más graves son los síntomas y las complicaciones.

Las úlceras de la córnea pueden cerrarse con un tratamiento, pero pueden dejar como secuelas un material turbio y fibroso que causa cicatrización e impide la visión. Otras complicaciones incluyen las infecciones persistentes, la perforación de la córnea, el desplazamiento del iris y la destrucción del ojo.

Infección por herpes simple

La manifestación inicial de la infección corneal por herpes puede parecer una infección bacteriana leve porque los ojos están ligeramente doloridos, llorosos, rojos y sensibles a la luz. La inflamación de la córnea nubla la visión. Sin embargo, la infección por herpes no responde a los antibióticos, como haría una infección bacteriana, y suele empeorar cada vez más.

Con mayor frecuencia, la infección produce solo ligeros cambios en la córnea y desaparece sin tratamiento. En muy raras ocasiones, el virus penetra profundamente en la córnea, destruyendo su superficie. La infección puede ser recurrente, dañando aún más la superficie de la córnea. El virus del herpes simple también puede provocar un incremento en el crecimiento de los vasos sanguíneos, empeoramiento de la visión o pérdida total de la misma.

El médico puede recetar un fármaco antivírico como la trifluridina, la vidarabina o la idoxuridina, que en general se recetan en forma de pomada o solución que se aplica sobre el ojo varias veces al día. A veces, para contribuir a acelerar la curación, el oftalmólogo tiene que raspar suavemente la córnea con un bastoncito con punta de algodón para eliminar las células muertas y las dañadas.

Infección por herpes zoster

El herpes zoster es un virus que crece en los nervios y puede diseminarse por la piel, provocando lesiones muy típicas. Esta enfermedad no necesariamente afecta al ojo, incluso aparece en la cara y la frente. Pero si la división oftálmica del quinto nervio craneal (nervio trigeminal) resulta infectada, esta infección probablemente se extienda hacia el ojo.

Esta infección produce dolor, enrojecimiento e hinchazón de los párpados. Una córnea infectada puede hincharse, resultar gravemente dañada y desarrollar cicatrices. Las complicaciones más comunes de la infección corneal incluyen el glaucoma permanente y la falta de sensibilidad cuando se toca la córnea.

Cuando el herpes zoster infecta la cara y amenaza el ojo, el tratamiento precoz con aciclovir administrado en forma oral durante 7 días reduce el riesgo de complicaciones oculares. Los corticosteroides, generalmente en forma de gotas, también pueden resultar de gran ayuda. Las gotas de atropina suelen utilizarse con frecuencia para mantener la pupila dilatada y ayudar a evitar que aumente la presión ocular.

Queratitis ulcerativa periférica

 Esta enfermedad consiste en una inflamación y ulceración de la córnea que suele aparecer en personas que padecen enfermedades del tejido conectivo como la artritis reumatoide. Esta condición empeora la visión, aumenta la sensibilidad a la luz y produce la sensación de que un cuerpo extraño está atrapado en el ojo.

Entre las personas que padecen artritis reumatoide y queratitis ulcerativa periférica, alrededor del 40% mueren tras 10 años de la aparición de la queratitis ulcerativa periférica, a menos que se sometan a un tratamiento. Los tratamientos con medicamentos que inhiben el sistema inmunitario reducen el índice de mortalidad a un 8 por ciento en 10 años.

 Queratomalacia

La queratomalacia (xeroftalmía, queratitis xerótica) es una enfermedad en la que la córnea se seca y se vuelve opaca debido a una deficiencia de vitamina A, proteínas y calorías en la dieta. La superficie de la córnea muere y pueden aparecer úlceras e infecciones bacterianas. Las glándulas lagrimales y la conjuntiva también se ven afectadas, lo que deriva en una inadecuada producción de lágrimas y sequedad de los ojos.

La ceguera nocturna (visión muy deficiente en la oscuridad) puede desarrollarse debido a una deficiencia de vitamina A. Las gotas o pomadas con antibiótico pueden ayudar a curar las infecciones, pero es aún más importante corregir la falta de vitamina A con suplementos vitamínicos o bien solucionar la desnutrición con una dieta enriquecida o con suplementos.

Queratocono

 El queratocono es un cambio gradual de la forma de la córnea, que acaba pareciéndose a un cono. La enfermedad comienza entre los 10 y los 20 años. Uno o ambos ojos pueden verse afectados, lo que produce grandes cambios en la visión y exige frecuentes cambios en la prescripción de gafas o lentes de contacto.

Los lentes de contacto suelen corregir los problemas de visión mejor que las gafas, pero a veces el cambio de la forma de la córnea es tan intenso que las lentes de contacto no pueden ser utilizadas o bien no consiguen corregir la visión. En casos extremos, puede ser necesario realizar un trasplante de córnea.

Queratopatía ampollar

La queratopatía ampollar es una tumefacción de la córnea que aparece con más frecuencia en los ancianos. En casos excepcionales, la queratopatía ampollar tiene lugar tras una cirugía de los ojos, como la de cataratas. La tumefacción produce ampollas llenas de líquido sobre la superficie de la córnea que pueden romperse, causando dolor y disminuyendo la visión.

La queratopatía ampollar se trata reduciendo la cantidad de líquido en la córnea mediante soluciones salinas o lentes de contacto blandas. En muy raras ocasiones, es preciso hacer un trasplante de córnea.

Posted in Córnea, Datos, Enfermedades, Queratócono, Salud VisualComments (0)

Cuidados a la vista en una persona con albinismo

Los albinos generalmente tienen una baja visión. Al tener una piel y ojos más sensibles, es importante que adopten ciertas medidas para cuidar su salud visual.

Las personas albinas poseen muy poco o nulo pigmento en sus ojos, piel y pelo. Estas características corresponden a una serie de condiciones hereditarias, que se producen por genes que no producen las cantidades adecuadas del pigmento denominado melanina.

Un mito muy difundido es que los albinos poseen ojos rojos. La realidad es que existen diversas clases de albinismo y la cantidad de pigmento en los ojos es variable. Si bien algunas personas pueden tener los ojos rojizos o violetas, la mayor parte posee ojos azules. También existen casos de ojos cafés o castaños.

Problemas oculares de los albinos

Es posible que las personas con albinismo tengan una baja visión. Sin embargo, las situaciones pueden variar de una ceguera parcial hasta una vista lo suficientemente correcta para conducir un automóvil, según cada persona.

Estos trastornos del sistema visual se derivan del desarrollo anormal de la retina y patrones distorsionados de conexiones de nervios entre el ojo y el cerebro. Estas complicaciones oculares determinan el diagnóstico del albinismo. Por este motivo, el examen fundamental para saber si la persona es albina es el visual.

Cuidados de la vista en el albinismo

El fin del tratamiento es aliviar los síntomas, pero dependerá de la severidad de la condición. Las principales medidas consisten en proteger la piel y los ojos del sol:

-Disminuir la exposición al sol, para evitar las quemaduras solares. Además, se aconseja el uso de protector solar. Cuando la persona está bajo el sol, la mayor parte de su cuerpo debe estar cubierta por ropa.

El filtro solar debe contar con un alto factor de protección (FPS)

Los lentes de sol deben tener protección contra la radiación ultravioleta y aliviar la sensibilidad a la luz.

-Habitualmente, los lentes ópticos se recetan para corregir  problemas oculares y la posición de los ojos. Además, en algunos casos, el oftalmólogo puede indicar la necesidad de una cirugía de los músculos oculares, para evitar los movimientos anormales de los ojos. Esta enfermedad se denomina nistagmo y es común en los pacientes albinos.

Posted in Datos, Enfermedades, Retina, Salud VisualComments (0)

Cuidados para los ojos en la época de frío

Está a punto de concluir el invierno, sin embargo, es importante tener en cuenta las medidas de prevención para no sufrir daños oculares en la recta final de la temporada invernal.

El frío y los ojos

Los ojos son uno de los órganos que tiene mayor contacto con elementos propios del clima tales como el frío, el viento o la contaminación ambiental.

El frío del invierno provoca una notoria sequedad en los ojos, cuyos síntomas principales son el ardor ocular, la sensación de arenilla y la picazón.

Durante el tiempo de frío aumentan los riesgos oculares en ambientes de interior y exterior, pues el uso de la calefacción y los contaminantes de la combustión, provocan resequedad; a esto se le suma el abuso del computador que se produce una baja frecuencia del parpadeo.

El sol de invierno puede traernos graves complicaciones, ya que una prolongada exposición a los rayos UV puede producir irritaciones y hasta quemaduras en la córnea, problemas típicos de las personas que practican montañismo y esquí.

Para prevenir, los especialistas recomiendan las siguientes medidas:

  • Ventilar oficinas y casas para evitar ambientes resecos y contaminados.
  • Lubricar la vista con lágrimas artificiales.
  • Hacer pausas frecuentes por un par de minutos cuando se trabaja frente al computador.
  • Usar lentes de sol o transparentes con filtro UV.
  • Usar antiparras, si se practica montañismo o ski.

Posted in Datos, Enfermedades, Lentes, Oftalmología, Retina, Salud VisualComments (0)

Cuida tu vista al hacer deportes de invierno

Se debe tener en cuenta la protección visual en la estaciones de esquí y ambientes nevados en general donde se realizan estos deportes, ya que los riesgos se extienden al realizar estas actividades.

Uno de los peligros más grandes para los ojos son los rayos ultravioleta, los que pueden generar grandes dolores de cabeza, fotofobias, oftalmia de nieve, conjuntivitis, entre varias afecciones oculares y problemas en la visión. La incidencia de estos rayos es mayor en zonas altas, incrementándose los daños que generan en un 15% por cada 1.000 metros de altura.

Entre los esquiadores y otros deportistas invernales, la enfermedad más habitual es la oftalmia. Las manifestaciones son un gran dolor, sensación de tener arena dentro de los ojos, lagrimeo y espamos de los párpados al tener contacto con la luz. Los ojos rojos y la reducción de la agudeza visual también son síntomas.

Lo idóneo para que la oftalmia no tenga una duración superior a las 24 horas, es el reposo en la oscuridad, con los ojos cerrados o con lentes oscuros. No obstante, es importante consultar a la brevedad con un oftalmólogo, para aplicar un tratamiento apropiado.

Para prevenir esta situación, es primordial optar con un material adecuado en las gafas que se utilizarán para estos deportes. Es importante adoptar algunos consejos y precauciones.

Lo primordial en estos elementos es que los cristales posean una gran capacidad filtrante, con categoría 3 o 4. Esto significa que tienen el poder de filtrar, al menos, el 95% de los rayos ultravioleta. En ocasiones, es aconsejable administrar un colirio protector, antes de empezar con estos deportes. No obstante, estos fármacos siempre deben ser recetados previamente por un oftalmólogo.

Asimismo, dentro de los cuidados que podemos llevar a cabo, tenemos una serie de ejercicios para los ojos, como el “palmeado”. Este consiste en intentar ver una total oscuridad, tapándose los ojos con las palmas de las manos por al menos 30 segundos. Así, se repone el pigmento de la retina. El parpadeo también es otra acción, donde la idea es abrir y cerrar los ojos – tal como se parpadea con normalidad – a una gran velocidad. Este ejercicio sirve para la hidratación visual.

Posted in Datos, Oftalmología, Salud VisualComments (0)

Alimentos para combatir la presbicia

La visión cansada, también denominada presbicia, es uno de los procesos de envejecimiento del ojo que impide el enfoque de los objetos cercanos. Esta afección es bastante frecuente, surgiendo con la edad la mayoría de las veces. Después de los 40 años se tiene más propensión. Por este motivo, existen diversos alimentos para los ojos, los cuales sirven para prevenir esta patología gracias a su contenido vitamínico.

Los expertos señalan a las siguientes vitaminas como beneficiosas para evitar la presbicia:

– Cromo: es un mineral fundamental para asimilar proteínas, carbohidratos y grasas. Además, es bastante útil para la transformación de glucosa en energía. Por otra parte, el consumo de cromo combate la fatiga producida por estar por tiempo prolongado ante una pantalla. El germen de trigo y las espinacas son las principales fuentes de cromo.

– Gluconato de cobre: estimula la generación de hemoglobina, proteína responsable de llevar oxígeno a los tejidos. Por ende, este nutriente contribuye a una mejor circulación y permite que cantidades de oxígeno más grande lleguen a los órganos vitales. Así, previene la pérdida de la vista. Las legumbres son una gran fuente de gluconato de cobre.

Luteína: consiste en un pigmento amarillo existente en la retina, el que cuida la visión de forma parecida a como lo hacen los lentes de sol. Las personas que tienen bajos niveles de luteína tienen más prevalencia a sufrir degeneración macular. Es de suma importancia considerar que los individuos de ojos claros, por poseer menos pigmentos naturales en sus globos oculares, requieren mayores cantidades de luteína en su dieta. Las frutas y verduras amarillas, naranjas y rojas son los mejores alimentos para adquirir la luteína.

– Ácido alfalipoico: especialistas aseguran que el ácido alfalipoico es el antioxidante ideal. El nutriente es bastante versátil, teniendo la capacidad de frenar varios de los efectos negativos de la acción de los radicales libres, ya sea en la visión como en el resto del cuerpo. Además, ayuda a usar de forma más eficiente las vitaminas C y E. El ácido alfalipoico está en las papas, brócoli, espinaca y zanahoria, entre otros alimentos.

Incluye estos alimentos en tu dieta. De esta manera, estarás retrasando el desarrollo presbicia.

 

Posted in Datos, Oftalmología, Salud VisualComments (0)

¿Por qué aumentará la miopía en los jóvenes?

Algunos estudios internacionales ya han alertado acerca del incremento de casos de problemas visuales a edades más tempranas. En España, el  Colegio Nacional de Ópticos-Optometristas (CNOO), estima que en 2020 el 33% de los adolescentes sufrirá miopía.

Una de las principales causas del aumento de las condiciones visuales en los más jóvenes, serían las múltiples horas que pasan frente a las pantallas de aparatos electrónicos. Estos dispositivos producen efectos que incrementan los casos de astigmatismo en el mundo.

Si bien hace varios años se culpaba a la radiación de los monitores, y se incentivaba el uso de filtros para evitar la radiación de los computadores, hoy en día la tecnología permite anular esa radiación. ¿De dónde viene el problema entonces?

La fatiga ocular

La atención que nos requiere el uso de los dispositivos como videojuegos y computadores, hace que pongamos un esfuerzo adicional en nuestros ojos, y asimismo, fijemos la mirada, olvidando incluso pestañar, lo que causa entre otros malestares, la resequedad del ojo, fatiga visual y dolor de cabeza.

Los consejos para evitar problemas visuales con los aparatos electrónicos dependen del dispositivo que estemos usando:

  • Luz para ver la televisión: Se debe evitar ver la televisión a oscuras o con una luz muy intensa. Además, dentro de lo posible, se recomienda eliminar los reflejos de la pantalla. Los especialistas indican producir una iluminación homogénea en la habitación, poniendo una lámpara a los lados o detrás del artefacto.
  • Frente al computador: Para reducir el estrés que causa en la vista ver el computador por muchas horas, se debe evitar los contrastes de luz excesivos y los reflejos. Así, la luz de la habitación no debe ser más brillante que la que genera la pantalla del computador. Una luz ambiental que se origina desde el techo o del exterior y una lámpara de mesa con una ampolleta de 60 volts es una excelente combinación.
  • Para prevenir la irritación visual, el especialista ibérico recomienda hacer una pausa en la actividad cada dos horas por unos 15 minutos, mirar un objeto lejano para variar el enfoque y parpadear, ubicar la pantalla de forma que la parte superior esté levemente por debajo de la vista y ajustar la iluminación y contraste de la pantalla, para que esté en niveles idóneos.

Posted in Datos, Enfermedades, Oftalmología, Salud VisualComments (0)

Lo que debes saber del envejecimiento del ojo

Las células del cristalino carecen de regeneración: por ende, el ojo es el órgano que se deteriora de manera más rápida. Al transcurrir el tiempo, la mayor parte de las personas padecen problemas visuales como las cataratas o la vista cansada, situaciones que ocurren por el veloz desgaste de esta parte del globo ocular.

Las manifestaciones iniciales del deterioro ocular surgen aproximadamente desde los 45 años, cuando se pierde la elasticidad del cristalino. La consecuencia más habitual es la dificultad para ver de cerca, patología que se denomina presbicia y que afecta a cerca del 95% de la población mayor de 50 años.

Salud visual en la vejez

Los ojos son además el órgano en el que primero se evidencian los síntomas del envejecimiento, según expertos de la Clínica Baviera, en Madrid, España.

El cristalino “es una de las partes del ojo que más pronto y rápido se deteriora”, esto es debido a que, “a diferencia de la piel, sus células no se regeneran”. Este deterioro “ocasiona que la mayoría de la población con edad avanzada, sufra vista cansada y cataratas“, sostienen.

No basta esperar que se presenten dificultades para ver. A partir de los 40 años, un control anual con el oftalmólogo puede ayudar incluso a detectar patologías que podrían estar avanzando silenciosamente. Las visitas periódicas al oftalmólogo “permiten detectar problemas de salud y tratarlos para que no afecten la calidad de vida“, subrayan los expertos.

Aceleración del deterioro visual

La edad no es el factor exclusivo que apresura el proceso de envejecimiento de los ojos. Otra incidencia relevante en este aspecto es la sobreexposición a los rayos ultravioleta del sol, ya que el daño es acumulativo y puede producir cataratas.

Otra zona del ojo que puede sufrir los efectos del sol es la retina. Por este motivo, los oftalmólogos aconsejan cuidar los ojos con lentes de sol homologados, para evitar el avance de la degeneración macular asociada a la edad (DMAE).

Posted in Córnea, Datos, Degeneración Macular, Enfermedades, Oftalmología, Salud VisualComments (0)

Dolores de cabeza asociados a la visión

Uno de los inconvenientes más habituales que sufrimos a diario son los dolores de cabeza o cefaleas, que pueden tener diversos orígenes. Uno de estos puede estar asociado a factores de la visión.

Cuando un individuo tiene un defecto refractivo sin corregir, frecuentemente contrae la musculatura alrededor de los ojos en búsqueda de un mejor enfoque. A largo plazo, esta contractura produce fatiga visual e incluso dolor de cabeza en la zona frontal o alrededor de los ojos, experimentando una sensación de peso u opresión.

En este sentido, los ojos pueden ser la causa del dolor de cabeza. Por lo general, esto le ocurre a personas mayores de 40 años que empiezan a experimentar presbicia o vista cansada, así como el hipermétropes con demasiadas horas de trabajo visual, como lectura o utilización de computador.

También se requiere revisar la graduación en niños que se quejan de dolores de cabeza persistentes, por si existiera un defecto refractivo sin diagnosticar.

Por lo general, los síntomas mejoran luego del uso de lentes apropiados o cirugía Lasik, así como con el cumplimiento de las normas de higiene visual (iluminación, distancia de la pantalla, postura, descansos periódicos, entre varios) para evitar el esfuerzo ocular excesivo.

Dolor sin origen oftalmológico

También puede existir dolor alrededor de los globos oculares sin que existe algún problema de carácter oftalmológico asociado. Esto sucede, por ejemplo, con la sinusitis, donde el dolor surgido en un seno paranasal obstruido o infectado puede sentirse como un dolor orbitario.

En ciertos casos de cefalea tensional aguda o de larga evolución, la contractura permanente de los músculos de la nuca o la artrosis de las vértebras genera la inflamación de algún nervio del plexo cervical, y el dolor de aquella neuralgia se puede experimentar en la zona ocular como un dolor referido.

Dolor por glaucoma agudo

Otro tipo de dolor bastante intenso que tiene origen en el ojo, pero que puede expandirse a la cabeza (e inclusive confundirse con un problema cerebral) es el glaucoma agudo.

El glaucoma agudo se deriva de un ascenso brusco de la presión ocular, que genera un dolor bastante intenso alrededor de la órbita y la mitad correspondiente de la cabeza del lado afectado. Puede haber visión borrosa, náuseas, vómitos y ojos rojos. Esta afección necesita de una atención oftalmológica a la brevedad.

Posted in Cirugía Lasik, Cirugía Refractiva, Datos, Salud VisualComments (0)

Miopía: cómo evitar que aumenten las dioptrías

La miopía es una condición visual que genera un error de refracción, en donde los objetos lejanos se ven borrosos. Si bien esta afección puede desarrollarse a cualquier edad, lo común es que se manifieste entre los 10 y 23 años.

El avance de la tecnología y el incremento de las horas que se pasa ante dispositivos electrónicos ha generado que la incidencia de la miopía aumente, por lo que los especialistas indican que el cuidado de la visión es primordial para detener la evolución de las enfermedades oculares.

En este sentido, los expertos aseguran que existen diversas técnicas que podrían frenar el avance de la miopía. Entre estas medidas preventivas, tenemos:

  • Regla 20-20-20: al trabajar frente a una pantalla electrónica, es primordial que cada 20 minutos se haga un descanso de 20 segundos, mirando algún objeto a unos 20 pies (5 o 6 metros). De esta manera, el sistema ocular se relaja, evitando la fatiga visual.

  • Mayor tiempo al aire libre: es necesario pasar más tiempo realizando actividades fuera de todo recinto, especialmente los niños. Asimismo, tanto adultos como menores deben proteger su vista de los rayos ultravioleta con lentes de sol.

  • Ergonomía visual: es importante mantener una buena posición al sentarse y leer, apoyando la espalda en el respaldo y colocando las piernas de manera que se forme un ángulo de 90º. También es relevante controlar la luz que se recibe para evitar el esfuerzo de los ojos.

 

Fuente: dmedicina.com

Posted in Datos, Salud VisualComments (0)

PHVsPjxsaT48c3Ryb25nPndvb19hZHNfcm90YXRlPC9zdHJvbmc+IC0gdHJ1ZTwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2FkX2ltYWdlXzE8L3N0cm9uZz4gLSBodHRwOi8vd3d3Lndvb3RoZW1lcy5jb20vYWRzLzEyNXgxMjVhLmpwZzwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2FkX2ltYWdlXzI8L3N0cm9uZz4gLSBodHRwOi8vd3d3Lndvb3RoZW1lcy5jb20vYWRzLzEyNXgxMjViLmpwZzwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2FkX2ltYWdlXzM8L3N0cm9uZz4gLSBodHRwOi8vd3d3Lndvb3RoZW1lcy5jb20vYWRzLzEyNXgxMjVjLmpwZzwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2FkX2ltYWdlXzQ8L3N0cm9uZz4gLSBodHRwOi8vd3d3Lndvb3RoZW1lcy5jb20vYWRzLzEyNXgxMjVkLmpwZzwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2FkX21wdV9hZHNlbnNlPC9zdHJvbmc+IC0gPC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29fYWRfbXB1X2Rpc2FibGU8L3N0cm9uZz4gLSB0cnVlPC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29fYWRfbXB1X2ltYWdlPC9zdHJvbmc+IC0gaHR0cDovL3d3dy53b290aGVtZXMuY29tL2Fkcy8zMDB4MjUwYS5qcGc8L2xpPjxsaT48c3Ryb25nPndvb19hZF9tcHVfdXJsPC9zdHJvbmc+IC0gaHR0cDovL3d3dy53b290aGVtZXMuY29tPC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29fYWRfdG9wX2Fkc2Vuc2U8L3N0cm9uZz4gLSA8L2xpPjxsaT48c3Ryb25nPndvb19hZF90b3BfZGlzYWJsZTwvc3Ryb25nPiAtIHRydWU8L2xpPjxsaT48c3Ryb25nPndvb19hZF90b3BfaW1hZ2U8L3N0cm9uZz4gLSBodHRwOi8vd3d3Lndvb3RoZW1lcy5jb20vYWRzLzQ2OHg2MGEuanBnPC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29fYWRfdG9wX3VybDwvc3Ryb25nPiAtIHd3dy5zYWx1ZGFsYXZpc3RhLmNvbTwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2FkX3VybF8xPC9zdHJvbmc+IC0gaHR0cDovL3d3dy53b290aGVtZXMuY29tPC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29fYWRfdXJsXzI8L3N0cm9uZz4gLSBodHRwOi8vd3d3Lndvb3RoZW1lcy5jb208L2xpPjxsaT48c3Ryb25nPndvb19hZF91cmxfMzwvc3Ryb25nPiAtIGh0dHA6Ly93d3cud29vdGhlbWVzLmNvbTwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2FkX3VybF80PC9zdHJvbmc+IC0gaHR0cDovL3d3dy53b290aGVtZXMuY29tPC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29fYWx0X3N0eWxlc2hlZXQ8L3N0cm9uZz4gLSBkZWZhdWx0LmNzczwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2F1dGhvcjwvc3Ryb25nPiAtIGZhbHNlPC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29fYXV0b19pbWc8L3N0cm9uZz4gLSBmYWxzZTwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2N1c3RvbV9jc3M8L3N0cm9uZz4gLSA8L2xpPjxsaT48c3Ryb25nPndvb19jdXN0b21fZmF2aWNvbjwvc3Ryb25nPiAtIGh0dHA6Ly9zYWx1ZGFsYXZpc3RhLmNvbS93cC1jb250ZW50L3VwbG9hZHMvMjAxMC8wNi9mYXZpY29uLmpwZzwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2ZlYXR1cmVkX2NhdGVnb3J5PC9zdHJvbmc+IC0gU2VsZWN0IGEgY2F0ZWdvcnk6PC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29fZmVhdF9lbnRyaWVzPC9zdHJvbmc+IC0gNTwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2ZlZWRidXJuZXJfaWQ8L3N0cm9uZz4gLSA8L2xpPjxsaT48c3Ryb25nPndvb19mZWVkYnVybmVyX3VybDwvc3Ryb25nPiAtIDwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2dvb2dsZV9hbmFseXRpY3M8L3N0cm9uZz4gLSA8c2NyaXB0IHR5cGU9XCJ0ZXh0L2phdmFzY3JpcHRcIj4NCg0KICB2YXIgX2dhcSA9IF9nYXEgfHwgW107DQogIF9nYXEucHVzaChbXCdfc2V0QWNjb3VudFwnLCBcJ1VBLTE2NTA0Mzc0LTFcJ10pOw0KICBfZ2FxLnB1c2goW1wnX3RyYWNrUGFnZXZpZXdcJ10pOw0KDQogIChmdW5jdGlvbigpIHsNCiAgICB2YXIgZ2EgPSBkb2N1bWVudC5jcmVhdGVFbGVtZW50KFwnc2NyaXB0XCcpOyBnYS50eXBlID0gXCd0ZXh0L2phdmFzY3JpcHRcJzsgZ2EuYXN5bmMgPSB0cnVlOw0KICAgIGdhLnNyYyA9IChcJ2h0dHBzOlwnID09IGRvY3VtZW50LmxvY2F0aW9uLnByb3RvY29sID8gXCdodHRwczovL3NzbFwnIDogXCdodHRwOi8vd3d3XCcpICsgXCcuZ29vZ2xlLWFuYWx5dGljcy5jb20vZ2EuanNcJzsNCiAgICB2YXIgcyA9IGRvY3VtZW50LmdldEVsZW1lbnRzQnlUYWdOYW1lKFwnc2NyaXB0XCcpWzBdOyBzLnBhcmVudE5vZGUuaW5zZXJ0QmVmb3JlKGdhLCBzKTsNCiAgfSkoKTsNCg0KPC9zY3JpcHQ+PC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29faG9tZTwvc3Ryb25nPiAtIGZhbHNlPC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29faG9tZV90aHVtYl9oZWlnaHQ8L3N0cm9uZz4gLSA1NzwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2hvbWVfdGh1bWJfd2lkdGg8L3N0cm9uZz4gLSAxMDA8L2xpPjxsaT48c3Ryb25nPndvb19pbWFnZV9zaW5nbGU8L3N0cm9uZz4gLSBmYWxzZTwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX2xvZ288L3N0cm9uZz4gLSBodHRwOi8vc2FsdWRhbGF2aXN0YS5jb20vd3AtY29udGVudC93b29fdXBsb2Fkcy8xMi1zdi5qcGc8L2xpPjxsaT48c3Ryb25nPndvb19tYW51YWw8L3N0cm9uZz4gLSBodHRwOi8vd3d3Lndvb3RoZW1lcy5jb20vc3VwcG9ydC90aGVtZS1kb2N1bWVudGF0aW9uL2dhemV0dGUtZWRpdGlvbi88L2xpPjxsaT48c3Ryb25nPndvb19yZXNpemU8L3N0cm9uZz4gLSB0cnVlPC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29fc2hvcnRuYW1lPC9zdHJvbmc+IC0gd29vPC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29fc2hvd19jYXJvdXNlbDwvc3Ryb25nPiAtIHRydWU8L2xpPjxsaT48c3Ryb25nPndvb19zaG93X3ZpZGVvPC9zdHJvbmc+IC0gZmFsc2U8L2xpPjxsaT48c3Ryb25nPndvb19zaW5nbGVfaGVpZ2h0PC9zdHJvbmc+IC0gMTgwPC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29fc2luZ2xlX3dpZHRoPC9zdHJvbmc+IC0gMjUwPC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29fdGFiczwvc3Ryb25nPiAtIGZhbHNlPC9saT48bGk+PHN0cm9uZz53b29fdGhlbWVuYW1lPC9zdHJvbmc+IC0gR2F6ZXR0ZTwvbGk+PGxpPjxzdHJvbmc+d29vX3VwbG9hZHM8L3N0cm9uZz4gLSBhOjEwOntpOjA7czo1NzoiaHR0cDovL3NhbHVkYWxhdmlzdGEuY29tL3dwLWNvbnRlbnQvd29vX3VwbG9hZHMvMTItc3YuanBnIjtpOjE7czo4MzoiaHR0cDovL3NhbHVkYWxhdmlzdGEuY29tL3dwLWNvbnRlbnQvd29vX3VwbG9hZHMvMTEtSGVhZGVyX0Jsb2dfU2FsdWRfYV9sYV9WaXN0YS5qcGciO2k6MjtzOjc4OiJodHRwOi8vc2FsdWRhbGF2aXN0YS5jb20vd3AtY29udGVudC93b29fdXBsb2Fkcy8xMC11bHRyYV9ub3Zfc2FsdWRhbGF2aXN0YS5qcGciO2k6MztzOjgxOiJodHRwOi8vc2FsdWRhbGF2aXN0YS5jb20vd3AtY29udGVudC93b29fdXBsb2Fkcy85LXVsdHJhX29jdHVicmVfc2FsdWRhbGF2aXN0YS5qcGciO2k6NDtzOjY3OiJodHRwOi8vc2FsdWRhbGF2aXN0YS5jb20vd3AtY29udGVudC93b29fdXBsb2Fkcy84LXNhbHVzYWxhdmlzdGEuanBnIjtpOjU7czo2NjoiaHR0cDovL3NhbHVkYWxhdmlzdGEuY29tL3dwLWNvbnRlbnQvd29vX3VwbG9hZHMvNy1sb2dvXzAwMV8oMikuanBnIjtpOjY7czo3NToiaHR0cDovL3NhbHVkYWxhdmlzdGEuY29tL3dwLWNvbnRlbnQvd29vX3VwbG9hZHMvNi1sb2dvX3NhbHVkX2FfbGFfdmlzdGEuanBnIjtpOjc7czo3NToiaHR0cDovL3NhbHVkYWxhdmlzdGEuY29tL3dwLWNvbnRlbnQvd29vX3VwbG9hZHMvNS1sb2dvX3NhbHVkX2FfbGFfdmlzdGEuanBnIjtpOjg7czo1ODoiaHR0cDovL3NhbHVkYWxhdmlzdGEuY29tL3dwLWNvbnRlbnQvd29vX3VwbG9hZHMvNC1sb2dvLmpwZyI7aTo5O3M6NTg6Imh0dHA6Ly9zYWx1ZGFsYXZpc3RhLmNvbS93cC1jb250ZW50L3dvb191cGxvYWRzLzMtbG9nby5qcGciO308L2xpPjxsaT48c3Ryb25nPndvb192aWRlb19jYXRlZ29yeTwvc3Ryb25nPiAtIFNlbGVjdCBhIGNhdGVnb3J5OjwvbGk+PC91bD4=